Cinco cosas que he aprendido acerca del matrimonio

Carlotta Cerri
Salva

Hoy Alex y yo hace cinco años que nos casamos. Y ocho que nos conocimos. Lo se porque nuestra primer cita fue también el 21 de septiembre, cuando me invitó a almorzar diciendo, “Deberíamos ir a comer juntos”—y era la primera vez que me hablaba en dos meses de idas y vueltas al restaurante, de sentarse y mirarme fijamente en silencio mientras esperaba su pizza para llevar.

En estos años juntos, nuestra relación me ha enseñado mucho, pero cinco cosas han sido fundamentales para mi, porque han significado grandes cambios en nosotros como individuos:

  • Respetarse. No digo solo el respeto que tiene que estar a la base de cualquier relación entre dos personas que condividen la vida. Hablo del respeto en los detalles. A Alex no le gusta que le diga, “Lo haces siempre” porque ese siempre no es justo. A mi no me gusta que Alex me pregunte, “Estás lista?” cuando me estoy preparando para salir. Nadie dice que es fácil evitar lo que molesta al otro, pero es imprescindible intentarlo. Siempre.
  • Cogerse de la mano. El contacto es una fuerza increíble. Sentir y ver el contacto de nuestras manos nos recuerda porque viajamos juntos en el tren de la vida. Alex y yo tenemos un acuerdo: cuando discutimos y sentimos que no lo tenemos bajo control, nos tomamos de la mano, no importa lo enfadado que estemos y si no tenemos ganas de hacerlo. No es una varita mágica, pero hace una gran diferencia.
  • Nunca dejarse enfadados. Si tenemos tiempo, discutimos hasta durante horas, hasta que ya no haya nada que decir o nos tranquilicemos. Sin embargo, si tenemos que irnos al trabajo o a la cama o debes dejar la discusión, intentamos solucionarlo antes. Es casi como tener un botón pausa, similar al que tenían Marshall y Lily en "Como conocí a vuestra madre". Probablemente seguiremos discutiendo luego o a la siguiente discusión (que llegará) pero nos dejamos con una sonrisa y un “I love you”.
  • Aceptar que somos diferentes. Yo soy sociable, él es un introvertido. Es una de esas diferencias tan profundas que no se pueden cambiar—y además, querer que las cosas sea diferente un día sí y otro también es agobiante! Pero podemos aceptarlo. Así que yo acepto que tendré que ir sola a la mayoría de eventos grandes y fiestas nocturnas, y él acepta que tendrá que participar en algunos de ellos.
  • El sexo tiene altos y bajos, y está bien así. El sexo es importante, es imprescindible, pero no nos amamos menos porque no tengo ganas de ponerme sexy para él en el noveno mes de embarazo o después de una noche sin dormir. Somos personas racionales—sí, él también, un hombre con su ego, sus necesidades y blah blah blah—capaces de entender y hacer compromisos. Y hace toda la diferencia del mundo.

Accedi alla conversazione

Parla di questo post con il team La Tela e tutta la community e unisciti alle conversazioni su genitorialità, vita di coppia, educazione e tanto altro.

Ti consiglio anche

A menudo leo historias de padres que se separan después de tenere hijos. O que quieren separarse. Que dicen que se sienten como compañeros de piso; que ya no se reconocen; que s...
6 min
Blog
Hoy, hace 8 años, Alex y yo nos casamos. Me encantó todo de ese día, fue perfecto, estaba casándome con el amor de mi vida, mi mejor amigo, mi compañero de éxito, y estaba enamo...
2 min
Blog
Medio escribí este artículo hace mucho tiempo, hace más de 7 meses, pero nunca me pareció el momento adecuado para publicarlo. No estoy más preparada ahora, sigo en una montaña ...
7 min
Blog
Hace 10 años hoy Alex y yo salimos juntos para nuestra primera cita. Hace 7 años hoy nos casamos. Esta foto no es de ninguno de esos días, pero para mí es amor, juventud, divers...
2 min
Blog
Oliver & nonna SavinaHoy es uno de esos días en que no consigo escoger un tema: un millón y un post me pasan por la mente (serán las hormonas del embarazo?) y me gustaría es...
7 min
Blog
Una de nuestras primeras fotos juntos, sacada con Photo Booth en su piso.Llevo años queriendo escribir acerca de como conocí a Alex y la razón por la que siempre he pospuesto es...
7 min
Blog
Yo también tengo mis crisis. Yo también a veces me siento agobiada. En este momento, me estoy comiendo una barra de chocolate negro—y que sea negro no cambia nada si me la como ...
7 min
Blog
Gracias a Greg por las fotosEstudié en Torino unos años, pero me di cuenta de lo poco que la conozco solo hace unos meses, cuando Alex y yo encontramos un señor americano en una...
5 min
Blog
Aquí en España (y hablo de España solo porque es mi realidad diaria) hay una pregunta que me hacen a menudo cuando me ven bailando salsa en la discoteca  por la noche o corriend...
4 min
Blog
Hay emociones que no se pueden escribir en un post. Frases y palabras que llegan al alma de quién está listo para escucharlas. Como las de esta canción. Porque si Alex fuese un ...
2 min
Blog
Oliver tenía que llegar hoy. En cambio, decidió llegar de prisa para recibir todo ese amore de que llevo tiempo hablándole. Así que llegó el domingo 15 de marzo y… cuanto amor h...
1 min
Blog
Hoy quiero compartir un cuento de di Jorge Bucay. Nada especial, solo un cuento.Había una vez una princesa, que quería encontrar un esposo digno de ella, que la amase verdaderam...
4 min
Blog